Pañuelos

¿Pañuelos: de tela o tissue?

La dicotomía entre usar pañuelos de tela o papel es algo que hace dudar a los usuarios y las industrias. A continuación te contamos las diferencias entre estos dos métodos y te contamos cuál es la que consideramos más eficiente.

El pañuelo de tela es especial, pero no es la mejor opción para limpiar las secreciones de la nariz o las manos tras lavarnos.

Y es que después de estornudar, depositamos virus y gérmenes sobre los pañuelos, razón por la que debemos renovarlos constantemente.

Al ser desechables los pañuelos de papel nos permiten deshacernos de estos gérmenes depositados. Por otro lado, tendemos a reutilizar los pañuelos de tela hasta que se humedecen del todo, momento en el que los echamos a la lavadora.

Si optamos por guardar el pañuelo, estaremos corriendo el riesgo de contagiarnos a nosotros u otras personas de nuestro entorno. Una vez usados, no es recomendable guardarlos en bolsillos, bolsos o lugares comunes.

Tras sonarnos la nariz, es fundamental lavarse posteriormente las manos para minimizar el riesgo de contagio.

Además, y aunque el algodón sea un material muy agradable en contacto con la piel, la celulosa de los pañuelos de papel es especialmente suave para no irritar la nariz ni las manos.

El Papel Tissue es un papel suave y absorbente para uso doméstico y sanitario, que se caracteriza por ser de bajo peso y crepado, es decir, con toda su superficie cubierta de micro arrugas, las que le confieren elasticidad, absorción y suavidad.

El crepado aumenta la superficie específica del papel y abre las fibras, permitiendo mayor capacidad de absorción y mayor flexibilidad que las de una hoja de papel corriente. La amplitud de la forma del crepado es determinante para el desempeño de este tipo de papel.

Según el uso al que vaya dirigido, necesita unas características técnicas específicas. Para ello se miden las cualidades del papel. Las más comunes son: peso, resistencias y blancura. Los papeles Tissue son fabricados a base de fibra virgen o papel reciclado o una mezcla de ambos, y se utilizan en productos de higiene personal, en el ámbito doméstico y como material sanitario.
Lo que permite que los papeles Tissue sean tan absorbentes y cuenten con esa suavidad son las materia primas con las que está hecho: La celulosa.

La celulosa es la materia prima básica para la fabricación del papel, se obtiene por extracción en forma de pulpa fibrosa por el tratamiento químico y mecánico de algunas de las muchas sustancias vegetales que la poseen.

La fabricación del papel se empieza desde el reciclaje de los papeles en desuso. Se entiende que es el proceso de recolectar en las imprentas, oficinas, supermercados, centros comerciales,etc; y transformarlos en nuevos papeles, mediante un proceso industrial que separa las fibras vegetales útiles, de las impurezas que traen los papeles.

Finalmente podemos concluir que aunque los paños de tela nos generan gran nostalgia, los papeles tissue nos brindan mucha más seguridad y nos aseguran una limpieza sustentable y 100% libre de gérmenes y bacterias.

Contenido producido originalmente por Sabio Marketing para Cleany

Abrir chat
1
Escanea el código
Hola
¿En qué podemos ayudarte?